…Y Miguel Hernández se reunió con Lorca en La Nacional. Balance de un Homenaje extraordinario

Como todo el mundo sabe, Miguel Hernández nunca estuvo en Nueva York, al contrario que Federico García Lorca, que viajó a la Gran Manzana entre el año 1929 y el 30, para estudiar durante seis meses en la Universidad de Columbia.

Pocas personas saben que en aquellos años la ciudad contaba con un barrio español, Little Spain lo llamaban… Uno de los lugares que conoció Lorca fue el edificio de la Spanish Benevolent Society conocido coloquialmente como “La Nacional”. Esta sociedad de ayuda mutua, creada en 1868 y que el año próximo cumplirá siglo y medio de vida fue el corazón de una zona eminentemente repleta de vecindario y comercios españoles. Hoy queda La Nacional y apenas dos empresas españolas.

Con motivo del 75 aniversario de la muerte de Miguel Hernández, el poeta va a estar muy presente en el Homenaje al poeta que va a celebrarse en Nueva York. De alguna forma es como Lorca y Hernández se reencontrasen en La Nacional, uno de los dos lugares donde van a celebrarse los dos días de recuerdo que el poeta tendrá, junto a la Saint John’s University.

En La Nacional se celebraron el pasado martes 24 de octubre Las Jornadas Hernandianas y el Homenaje. En las Jornadas comenzaron Luis Alberto Ambroggio, una conferencia muy interesante sobre la Rebeldía de Miguel que gustó muchísimo. Luego vino Rhina Espaillat, una persona también muy amable y muy querida. Ella habló sobre cómo se traduce la poesía de Miguel, palabras que como ella dice, salen desde el cuerpo.

Después acudió Mónica Sarmiento, que habló de cómo se siguió difundiendo la obra de Miguel en toda Latinoamérica y los Estados Unidos en los años oscuros de la dictadura franquista que lo prohibió en España.

Juan Navidad leyó la ponencia de Francisco Esteve Ramírez, Codirector de la Cátedra Miguel Hernández (UMH) y de Aitor L. Larrabide, Director de la Fundación Cultural Miguel Hernándezo sobre la poesía hernandiana y Nueva York.

Después pasamos al Homenaje, con la proyección del corto “Volverás a mi huerto y a mi higuera. Pasión por un poeta” en Orihuela, dedicado a Miguel Hernández. con Marta Bascuñana (actriz), Rafael Lozano Prior (compositor), Rafael Bascuñana (director y guionista), Juan Ángel Sánchez (realizador y editor).

Después tuvo lugar la lectura de algunos de sus poemas y de otros dedicados a él. Juan Navidad leyó una “Elegía imposible de Lorca a Hernández” que el organmizador principal del evento escribió aprovechando que en este evento se producía un reencuentro entre ambos poetas en La Nacional. Esa pieza se escuchó con la música al saxofón de Rafael Lozano Prior.

También se compartieron un poema de Linda Morales dedicado a Miguel y se proyectaron algunos poemas en vídeo que habíamos recibido.

Después se leyeron dos poemas breves de Miguel Hernández mientras se proyectaban unas fotografías sobre danza en distintas ciudades del mundo, de Gloria Díez Petrovsky, una amiga bailarina que vino desde Londres para participar en el Concierto.

El músico José Lozano interpretó una pieza con su fagot también dedicada al poeta de Orihuela. Cerramos el evento proyectando un videopoema del poeta y escritor Tomás Vicente Martínez.

Antes de abandonar La Nacional, queremos destacar que se encuentra en un momento crucial de su historia y se prepara para su 150 aniversario con la próxima apertura de su restaurante, que acaba de ser remodelado y que ahora pasará a ser regentado por la propia organización, es decir, no va a ser alquilado a empresarios del gremio de la restauración, como hasta ahora. La idea será atraer a jóvenes cocineros de España que aporten su talento creando un restaurante innovador, con un sello propio, y al mismo tiempo teniendo unos precios populares, algo muy poco frecuente entre los restaurantes españoles de la ciudad. Cualquier persona puede comer cocina de otros países de gran calidad por veinte dólares, pero si la elección es por la comida española, los precios se disparan y la calidad en muchos casos deja mucho que desear.

Hablamos con Robert Sanfiz, hijo de emigrantes españoles y Director gerente de la Spanish Benevolent Society, que nos d io más detalles sobre el Homenaje a Miguel Hernández y también sobre el proyecto del restuarante que abrirá sus puertas en breve. Le preguntamos cómo nació La Nacional, la Spanish Benevolent Society:

“En el año 2018, el proyecto de La Nacional cumple 150 años. Nació en unos años en que llegaban muchos españoles a la ciudad en distintas oleadas y había muchas necesidades que cubrir. Primero tuvo otra ubicación, también en Manhattan, pero hace casi un siglo compraron este edificio que está en la Calle 14, donde se ubicara hace años Little Spain. Hoy, la especulación hace que seamos ya muy pocos los españoles que seguimos en el barrio y por eso este lugar es muy especial porque el proyecto de ayuda continúa. Unas veces apoyamos a artistas y otras a personas que llegan a la ciudad y tienen alguna necesidad o imprevisto. Recientemente ha estado alojada en el edificio la autora María Dueñas que se ha estado documentando y su próxima novela contará la historia de los españoles en Nueva York y la Spanish Benevolent Society”.

¿Por qué habéis apoyado este evento, este homenaje hernandiano?

“Por este lugar han pasado muchos autores, artistas, personas perseguidas, exiliados, personas con un proyecto de vida nuevo. Miguel Hernández representa la persona que utiliza la creación literaria para el compromiso. La Nacional utiliza entre sus actividades el arte y la literatura como herramientas para comprometerse con la comunidad española, hispana y de todas las culturas que son siempre bien recibidas porque este es un espacio de tolerancia”.

¿Cuál es la influencia de Miguel Hernández en el exilio español?

“Es un poeta cuya muerte coincidió con la Postguerra y desde ese momento fue prohibido en España hasta la Transición. Por eso, su obra fue impresa, conocida y difundida en el exilio e incluso llegaban sus obras desde otros países a España a escondidas durante el Franquismo. Las división de las dos Españas fue implacable con este poeta y en estas recientes décadas, ya en democracia, se está tratando de promover su mensaje cada vez más, su compromiso y su poesía, que tienen un valor internacional y universal porque al fin y al cabo defienden al ser humano, a las personas que sufren o son perseguidas como él lo fue”.

Al día siguiente, tuvo lugar el Concierto en el Little Theater de Saint John’s University en Queens. Estuvo presidido por la obra de arte de Ricardo Chancafe que el artista regaló a Juan Navidad. Fue algo que le hizo mucha ilusión y quiso compartir con Orihuela proponiendo la cesión de esta obra de arte a la Fundación Cultural Miguel Hernández de Orihuela por un par de años para que sea expuesta junto al cartel oficial diseñado por el artista e ilustrador Paco Sáez.

Comenzamos el concierto con la obra al piano de Jon Liechty llamada “Pintada está mi casa”, como puedes imaginar, dedicado al poema “Canción última”. Se aprecia muy bien en esta composición las dos sensaciones que se transmiten en el poema, el calor familiar mientras “el odio se amortigua detrás de la ventana”. Jon es natural de Indiana, anglosajón, pero habla perfectamente español, captando perfectamente el sentido del poema.

Después vino otra pieza creada por Jon para el evento y danzada expectacularmente por Gloria Díez Petrovsky, que vino desde Londres para participar en este Homenaje. Esta vez se inspiraron en la “Elegía a Ramón Sijé” y también se notaba en cada momento de la pieza a piano el instante del poema al que se refería. La danza de Gloria gustó muchísimo por su sensibilidad y por su intensidad.

Después vino el Concierto de Lux Aeterna. Tengo que añadir que ambos pianistas probaron el piano del teatro y estaba desafinado, incluso le faltaban tres cuerdas. No era el piano de cola, como nos habían prometido, sino uno de pared. Ese no fue obstáculo para que ambos nos ofrecieran unas interpretaciones magistrales que opacaron totalmente las dificultades técnicas. Las interpretaciones de la mezzo soprano Ana María Ruimonte y el saxofón de Rafael Lozano fueron también memorables. De la actuación de Gloria como bailargina dijo Jon Liechty que fue una muestra de gran sensibilidad y expresividad y del concierto de Lus Aeterna añadió que alcanzaron una interpretación sublime los tres componentes del grupo. Todo el público tuvo momentos de elogio tras el concierto y añadieron que sinceramente había sido un evento cambiavidas para todos ellos y ellas.

Por último, Rafael Lozano Prior recibió un reconocimiento por parte de una de las hermandades de la Universidad entregado por la Doctora Luise Marie Gazarian.

El balance de todo el mundo fue de gratitud por haberles invitado a acudir a un concierto tan especial, el Homenaje en general ha sido percibido como un evento único, muy diferente a los que la gente suele acudir si no sufrir.

 

Para terminar, el evento produjo varias noticias: la organizadora de eventos y editora Massiel Álvarez, colaboradora habitual de Juan Navidad y La Ovejita Ebooks se comprometió a la organización de un Homenaje a Miguel Hernández en Miami en 2018, apoyado por Naciones Unidas y varias instituciones y entidades muy importantes locales. También se confirmó que en unas semanas estará listo el libro artístico Aún tengo la vida que el experto en pergamino, obras manuscritas y encuadernación medieval Ramón Abajo se encuentra diseñando y cuya presentación tuvo que ser aplazada por razones personales.

 

Otra noticia muy interesante es que la Fundación Cultural Miguel Hernández se ha comprometido a estudiar la publicación tanto de los textos de las cuatro interesantísimas ponencias de las Jornadas Hernandianas como los mejores poemas que hemos recibido para el Homenaje. Algunos pudieron leerse o proyectarse en vídeo, mientras que otros poemas tuvieron que quedar son compartir porque el acto se iba a alargar demasiado, pero podrán ser igualmente considerados para esta publicación.

 

También hay sobre la mensa una propuesta solidaria hernandiana que será anunciada en breve.

 

A continuación las fotos de cada uno de los momentos estelares de este Homenaje precioso y del Concierto tomadas por el artista Ricardo Chancafe. El Homenaje ha sido grabado íntegramente en vídeo y que pronto estará disponible para todo el mundo por internet y también que podrá ser emitido por los dos canales de TV de Orihuela.

 

Gracias a todas las personas que lo han hecho posible,

Juan Navidad

www.miguelhernandezennuevayork.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *